Buscan proteger zonas agroecológicas en San Pedro del Paraná

Hace una semana familias agricultoras y otros actores presentaron una ordenanza ante la Junta Municipal. La legislación resguardará los territorios de la agricultura familiar campesina, la reserva San Rafael y la cuenca del río Tebicuary.

 

 

Asunción, 23 de junio(BASE IS)- El lunes 15 de junio último una mesa de defensa distrital, que articula a familias campesinas, pastorales y otros actores de la sociedad civil de San Pedro del Paraná, presentó al legislativo municipal su propuesta.

Consiste en un proyecto de ordenanza llamado “Por la cual se declara de interés distrital la agricultura familiar con enfoque orgánico y agroecológico y se condiciona el sistema del agronegocio extensivo”.

El mismo busca frenar el avance de los monocultivos de la soja y cultivos derivados sobre los territorios de la agricultura de las familias campesinas, las 13 mil hectáreas de la reserva forestal San Rafael que caben en el distrito y la cuenca del río Tebicuary.

Esta es la respuesta de las familias agricultoras y otras instituciones que trabajan derechos elementales de las poblaciones rurales (pastorales, ambientalistas, defensoras de derechos indígenas, defensoras de derechos humanos, docentes, estudiantes, bomberos) frente a la presión sojera sobre tierras campesinas y las consecuencias económicas, sociales, ambientales, sanitarias y culturales del modelo sojero.

El acontecimiento del lunes cerró un proceso de debate de más de un año, explicó Blanca Méndez, de la Pastoral Social de San Pedro del Paraná, y que en ese proceso se logró sumar a actores de los distritos vecinos Gral. Artigas y José Leandro Oviedo.

Todo el proceso se realizó, dijo, a partir de la conformación de una mesa de defensa distrital del territorio, y se tuvo ayuda técnica y jurídica de instituciones de la sociedad civil.

“Presentamos el lunes de la semana pasada y hasta ahora no fue estudiada por la Junta. Fue a la Comisión de Legislación”, explicó

La ordenanza busca zonificar el territorio agrícola del distrito, sin afectar las zonas donde actualmente ya se cultiva soja, pero prohibiendo que avance sobre las compañías donde se realiza la agricultura familiar campesina.

El documento presentado, por ende, está acompañado por informaciones de geo-referencia, de tal modo a que las autoridades manejen visualmente el mapa de la soja y de la agricultura familiar.

El artículo central del proyecto establece que “En las zonas agroecológicas, a partir de la presente Ordenanza queda excluida la implantación de monocultivos extensivos que utilicen agroquímicos aplicado en forma mecanizada, por la deriva que afectará a las propiedades colindantes y la microrregión, implicando graves daños económicos a los productores agroecológicos”.

“Igualmente -sigue diciendo- por la deforestación que se ocasiona como consecuencia de la expansión del cultivo, la potencial degradación de los suelos por el tipo de laboreo y la contaminación de los causes hídricos”.


MÁS INFORMACIONES:

Blanca Méndez 595 983 59 82 80

Comentarios

comentarios

Dejá un comentario