Crece el rechazo a intento de legalización de tierras robadas al Estado

Asunción 28 de mayo 2021 (BASE-IS) Diversos sectores se suman al rechazo al Proyecto de Ley de Modificación del Estatuto Agrario que plantea blanquear la ocupación ilegal de tierras públicas por personas no beneficiarias de la Reforma Agraria. Durante la sesión del Senado el legislador Pedro Santacruz anunció que el tema será tratado en las próximas semanas y que buscarán el rechazo de la normativa que cuenta con media sanción de la Cámara de Diputados.

A las organizaciones campesinas, que de forma unánime manifestaron su rechazo total a las modificaciones planteadas por el proyecto de Ley, se suman también diversas organizaciones políticas que plantean el rechazo a la propuesta. En ese sentido tanto la bancada del Frente Guasú, como el Senador Pedro Santacruz, del PDP y actual Presidente de la Comisión de Reforma Agraria del Senado, adelantaron su voto contra la propuesta.

Santacruz señaló que la aprobación de las modificaciones en la Cámara de Diputados se dio sin ningún tipo de debate, ni participación de los actores involucrados, “esto se aprobó en ocho minutos, sin ninguna discusión” indicó el legislador. Añadió que esto podría tener que ver con el interés de “varios diputados de legalizar sus tierras”.

Indicó además que desde la Comisión de Reforma Agraria del Senado han impulsado cinco debates con la participación de diferentes actores a fin de evitar que esta iniciativa se apruebe sin la participación de los sectores afectados. “Rechazo categóricamente que esto se trate a escondidas, un tema tan importante para el desarrollo de nuestro país no se puede dejar pasar así nomas” aseguró el parlamentario.

La propuesta de modificación del Estatuto Agrario señala que “Los que ejerzan pública y pacíficamente la ocupación de inmuebles rurales en la región oriental patrimonio del Organismo de Aplicación, al momento de la promulgación de la presente Ley, y que no sean considerados beneficiarios, por única vez, tendrán derecho a adquirir la fracción ocupada”. Según denuncian diversas organizaciones esta modificación apunta a favorecer a grandes sojeros y ganaderos que se apropiaron irregularmente de tierras públicas que debían ser destinadas a familias campesinas para la Reforma Agraria.

Según menciona el Libro “Colonias Campesinas”, publicado por BASE-IS, Justo Cárdenas, Presidente del INDERT hasta agosto de 2018, había afirmado que un millón de hectáreas de tierras adjudicadas dentro de las colonias habilitadas por las distintas instituciones agrarias (IRA, IBR, INDERT) hoy se encuentran en manos de personas no sujetos de la Reforma Agraria, que fueron usurpadas violando las leyes agrarias. Esto es, entre el 35 y 40 % de todas las tierras que formaron parte de los programas de colonización. La mayor parte de estas tierras hoy son utilizadas por empresarios del agronegocio que serían los beneficiarios de las modificaciones planteadas en la propuesta de ley.

Comentarios

comentarios

Dejá un comentario